Hoy se llevan los secretos
que todo el mundo sabía,
ese absurdo e indiscreto
plan nuestro de cada día.

Secretos de guante blanco,
chaqué, varita y chistera,
de truco de mago manco
¡cuidado con las carteras!

Hoy los castillos de cartas
mezclan espadas con oros
y se derrite la tarta
del chocolate del loro.

(De tanto dar por sentado
lo que siempre estuvo en pie
la gente tiene pelado
el ojo que no se ve).

No se anda por las ramas,
harta de tanto mangante,
y de que carden la fama
los que lana se reparten.

La peña tiene un rebote
que ríete de Gasol,
y anda buscando un Chicote
que quite el olor a col.

Hoy los tiempos adelantan
que es una mediocridad
y hasta las gallinas plantan
huevos por curiosidad.

(De tanto dar por perdida
la llave del yo que sé,
la vida tiene escocida
la coma del punto G).

Época de transparencia
con los cristales tintados,
de disfrazar la impaciencia
y de almarios empotrados.

Son años de hipocresía,
de falsa contradicción,
de ocultar la fantasía
detrás de la indecisión.

Hoy se llevan los secretos
aireados en las redes,
pantallazos indiscretos
que cuelgan de sus paredes.

La privacidad usada
como venganza o chantaje.
La intimidad pirateada
con nubes al abordaje.

Hoy se lleva la arrogancia,
el “y tú más” sin complejos
y al capullo sin sustancia
se le ve venir de lejos.

(De tanto dar por tirado
lo que siempre estuvo en pie,
el mundo tiene entornado
el ojo que nunca fue).

Anuncios

2 comentarios en “¡OJO!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s