Estrenado el año nuevo,

sin Navidad en el frente,

ya es lunes 7 de enero.

¡Qué paso lleva el presente!

No se han enfriado aún

las cenizas de las sobras,

cuando, de repente, ¡Boom¡

otro “tente si es que cobras”.

Ahora tocan las rebajas,

subir la cuesta de enero,

malvivir con las migajas,

y tirar “a puro huevo”.

No hemos quitado las bolas

de los abetos y pinos

y ya estamos en la cola

de la entrada del destino.

Ha empezado “un no parar”

con tanto voraz trajín,

que dan ganas de escapar

“del uno al otro confín”.

Casi todo está prescrito.

El calendario es tozudo

y aunque parezca infinito

cabe en el canto de un duro.

En nada será febrero

a ritmo de carnaval

con el culo en el brasero,

y el brasero por disfraz.

Después la semana Santa

y a la vuelta del verano

veremos a ver quien canta

según dónde le hayan dado.

Luego otro otoño caliente

con sus lluvias torrenciales,

un par de huelgas sin gente,

dos puentes, y Navidades.

Eso dicta la experiencia.

Nada dura casi nada.

La vida es obsolescencia

torpemente programada.

Todo esto sin contar

con que se extienda el hastío

y se monte un “carajal”

de padre y muy señor mío.

Así que, a vivir la vida,

que el tiempo es agua pasada

y nos muestra la salida

nada más cruzar la entrada.

Que el tiempo es eso que pasa

mientras vas haciendo planes

como suegra por tu casa.

Y en cien años… alemanes.

Un comentario en “PASATIEMPO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s